¡No se detenga y cambie el ejercicio! Cómo adaptar actividades al paso del tiempo

Una pareja haciendo una clase de yoga

Durante la mayor parte de nuestra vida, hemos visto mucha información, en muchos casos más negativa que positiva, sobre el proceso de envejecimiento. Pero las investigaciones muestran que una postura negativa en torno al proceso de envejecimiento puede tener un efecto adverso1 sobre su salud, inclusive sobre el funcionamiento del cerebro, la capacidad física y la recuperación de una enfermedad. Por otro lado, tener una mirada positiva en lo que a envejecer se refiere es algo beneficioso. Participar en actividades diarias puede ayudar a las personas a encontrarle sentido a la vida y envejecer de manera saludable.2 Dicho esto, ¿cómo puede adoptar una postura positiva en torno al proceso de envejecimiento sin abandonar las actividades que le encantan? Continúe leyendo y luego ponga en práctica estos consejos.

Dele la bienvenida al cambio

Tal como dicen los budistas, todo es temporal y, por lo tanto, está sujeto a cambio. Esto ciertamente encierra una gran verdad en lo que a nuestro cuerpo se refiere, ya que este comienza a cambiar desde el momento en que nacemos. A medida que envejece, puede notar cambios en sus huesos, cerebro y sistema nervioso, corazón, digestión y sentidos. En lugar de enfocarse en cómo su cuerpo solía funcionar, trate de cambiar su perspectiva para centrarse en los que su cuerpo aún puede hacer. También puede poner en práctica hábitos saludables como alimentarse bien, dormir la suficiente cantidad de horas, mantenerse activo y llevar una vida social que le permita mantenerse tan saludable como sea posible y durante el mayor tiempo que pueda.

Actualice su rutina de ejercicios

Se ha demostrado que la actividad física es determinante para disfrutar de un envejecimiento saludable.3 Mantenerse activo puede ayudar a aliviar el dolor, prevenir la pérdida de densidad ósea, mejorar su estado de ánimo, fortalecer su sistema inmunológico y disminuir su presión arterial.4 Pero a medida que envejece, es posible que su cuerpo no pueda tener el excelente rendimiento que alguna vez tuvo. Primero, no tiene que ser un héroe. Escuche a su cuerpo y respete lo que le "dice". Si está adolorido, tómese la actividad con calma para no lesionarse. Segundo, evite adoptar una actitud competitiva. Eso se aplica a usted y a otras personas. Es posible que cada día sienta su cuerpo diferente. Lo que podía hacer ayer puede ser diferente de lo que puede hacer hoy, y eso no tiene nada de malo. Respete lo que su cuerpo le "dice" en este momento. Lo mejor suele ser comenzar de a poco y hacer avances con el paso del tiempo, en especial si es la primera vez que se ejercita o si hace mucho tiempo que no lo hace.

A continuación le damos algunos consejos útiles para ciertas actividades que puede poner en práctica:

Mejore su rutina de ciclismo

El equilibrio puede cambiar con la edad por causa de los cambios en la fuerza de los músculos del torso, los medicamentos, los cambios en la vista y otros factores. Si usted es un buen ciclista, estas cuestiones podrían significar un problema para su seguridad y generarle el riesgo de sufrir lesiones si llega a caerse. Una buena alternativa podría ser una bicicleta fija. También podría considerar la opción de usar una bicicleta de tres ruedas, las cuales ofrecen mayor estabilidad que los modelos de dos.

Adapte su clase de yoga a sus necesidades

Busque una clase de yoga que se ajuste a su nivel de experiencia y habilidad. Puede que su instructor le recomiende el uso de accesorios útiles, como bloques, mantas y apoyos, que le ayuden cuando practique yoga y le permitan a su cuerpo lograr y mantener las poses con mayor facilidad.

Recorra nuevos senderos

A medida que envejece, puede que necesite adaptar a sus necesidades el nivel de dificultad de las caminatas que realiza. Opte por senderos pavimentados o con declives graduales. También podría usar bastones o bastones telescópicos que contribuyan a su equilibrio y postura, además de aliviarle el dolor en sus articulaciones o su espalda. Los bastones telescópicos también pueden ayudarle a entrenar sus brazos.

Disfrute del baile

Ya sea que le guste la Salsa o el baile coreografiado, puede seguir moviéndose al ritmo de la música a medida que envejece. Le recomendamos que use calzado más flexible y con mayor soporte, y ropa que le brinde libertad de movimiento. Aunque su calzado de tacón alto ahora sea uno de tacón bajo, alégrese por poder seguir moviéndose al ritmo de la música y disfrutando mientras baila.

Conviértase en un amante de los pasatiempos

Los pasatiempos pueden ser fundamentales para aumentar su actividad física, contribuir a su interacción social y mejorar su bienestar.5 Puede continuar disfrutando con los años de los pasatiempos que le encantan, pero debe hacer algunas modificaciones que se ajusten a las cambiantes necesidades en su vista o audición, problemas de artritis, o cambios en su fuerza de agarre.

Siga teniendo ese brillo en la mirada

A modo de recordatorio, le recomendamos que controle su vista periódicamente. Si necesita algún tipo de corrección de la vista, como anteojos o lentes de contacto, recuerde usar este tipo de corrección mientras practica sus actividades favoritas. Si realiza alguna clase de labor específica, como pintura, manualidades, trabajo con madera o rompecabezas, podría resultarle útil una lupa individual para reducir el cansancio de la vista. Si le encantan los libros pero tiene problemas para leer, puede optar por audiolibros. Explore aplicaciones como Libby que le permite conectarse con librerías locales para leer gratis libros desde su smartphone, tablet o computadora.

Escuche con óptima nitidez

La pérdida de la audición que no se trata podría derivar en depresión o aislamiento social, y aumentar sus riesgos de padecer demencia.6 Afortunadamente, los audífonos han mejorado enormemente en la última década gracias a avances en las baterías de carga, conectividad con smartphones y sonido optimizado.7 Usar periódicamente audífonos puede ayudarle a interactuar con quienes le rodean y disfrutar de las actividades que le encantan, como escuchar música, bailar y disfrutar de podcasts.

No descuide las manos

Puede que no prestemos atención a nuestras manos hasta notar que ya no responden como solían hacerlo. Si nota cambios en sus manos que inciden negativamente sobre sus actividades, le recomendamos que use guantes de compresión. Busque ayuda para sus necesidades específicas, ya sea que esas necesidades tengan que ver con temperatura o soporte. Este tipo de guantes pueden ayudarle con problemas como inflamación, dolor y rigidez.8 También puede intentar trabajar por períodos más breves y elongar manos y dedos9 entre cada uno de esos períodos. Dependiendo del tipo de actividad que haga, también podría optar por utensilios de cocina o herramientas de jardinería más ergonómicas con agarres y mangos más largos y acolchados, para poder trabajar con mayor facilidad.

Conviértase en una persona muy sociable

Llevar una vida social puede impulsarle a salir. Además, la interacción social puede incidir directamente sobre su salud.10 Debido a esto, es importante tener un calendario social lleno de eventos si no puede mantener el contacto físico con otras personas. Trate de interactuar con personas que le aporten cosas positivas en lugar de negativas. Divertirse y reírse puede ser un método fabuloso para sentirse feliz y estar conectado con los demás.

Fuentes

  1. "Stereotypes of Aging: Their Effects on the Health of Older Adults", Journal of Geriatrics, 2015, consultado por última vez el 7 de mayo de 2021, https://www.hindawi.com/journals/jger/2015/954027/, abre en una ventana nueva.
  2. "What is Positive Aging? 10 Tips to Promote the Positive Aspects of Aging", Positive Psychology, 2021, consultado por última vez el 7 de mayo de 2021, https://positivepsychology.com/positive-aging/, abre en una ventana nueva.
  3. "Physical Activity as a Determinant of Successful Aging over Ten Years", Scientific Reports, 2018, consultado por última vez el 7 de mayo de 2021, https://www.nature.com/articles/s41598-018-28526-3 , abre en una ventana nueva.
  4. "How to cope with the aging process", Aging.com, consultado por última vez el 7 de mayo de 2021, https://aging.com/how-to-cope-with-the-aging-process/, abre en una ventana nueva
  5. "Applying Design Methods to Promote Older Adults' Walking Activities Based on Their Hobbies and Personal Interests", Springer, 2019, consultado por última vez el 7 de mayo de 2021, https://link.springer.com/chapter/10.1007/978-3-030-26292-1_14, abre en una ventana nueva
  6. "Hearing Loss: A Common Problem for Older Adults", National Institute on Aging, consultado por última vez el 7 de mayo de 2021, https://www.nia.nih.gov/health/hearing-loss-common-problem-older-adults, abre en una ventana nueva
  7. "Latest Hearing Aids Have High-Tech Advances", AARP, 2019, consultado por última vez el 7 de mayo de 2021, https://www.aarp.org/health/conditions-treatments/info-2019/hightech-advances-in-hearing-aids.html, abre en una ventana nueva
  8. "RA Gloves, WebMD, 2020, consultado por última vez el 7 de mayo de 2021, https://www.webmd.com/rheumatoid-arthritis/ra-gloves, abre en una ventana nueva
  9. "10 Ways to Exercise Hands and Fingers", WebMD, 2020, consultado por última vez el 7 de mayo de 2021, https://www.webmd.com/osteoarthritis/ss/slideshow-hand-finger-exercises, abre en una ventana nueva
  10. "Social Isolation, loneliness in older people pose health risks", National Institute on Aging, 2019, consultado por última vez el 7 de mayo de 2021, https://www.nia.nih.gov/news/social-isolation-loneliness-older-people-pose-health-risks, abre en una ventana nueva